/* Google Analitycs */ /* Bing Analytics */

Cómo funciona la motivación

Cómo funciona la motivación

Apliquemos la física para entenderlo. La superación de la inercia y mantener el impulso

 

Cómo funciona la motivaciónHola. El tema de hoy es la motivación, en que consiste y como podemos mantenerla. Para ello aunque la motivación es un tema psicológico utilizaré algunos conceptos básicos de la física para explicar como podemos conseguirla y mantenerla.

La motivación es un proceso psicológico que inicia, guía y mantiene nuestro comportamiento orientado hacia las metas. Comienza con tener en nuestra mente, una meta en particular que queremos lograr y sigue con las acciones necesarias para convertir esa meta en una realidad tangible.

Una meta puede ser cualquier cosa que queremos lograr: la felicidad, las relaciones, el dinero, la salud, la educación, o lo que sea. 

Y ya sea que lo reconozcamos o no, todos tenemos metas en la vida, incluso si son cosas que normalmente no consideramos como “metas”. Esto se debe a que cada acción tiene una intención detrás de ella. Sentimos el deseo de algo, entonces tomamos medidas para que esto ocurra, incluso algo tan simple como la sensación de sed y tomar un vaso de agua es un comportamiento orientado hacia las metas.

En este artículo utilizaré conceptos básicos de física para indicar cómo funciona la motivación y qué cosas debemos tener en cuenta al perseguir metas de largo plazo.

La superación de la inerciaCómo funciona la motivación

Un objeto en reposo permanece en reposo a menos que actúe sobre él una fuerza. Esto es tan cierto para la física como lo es para la psicología y la motivación.

Nuestras vidas a menudo permanecen estancadas, con las mismas rutinas, hábitos y patrones, a menos que apliquemos un poco de fuerza para hacer un cambio.

Hay dos tipos principales de “fuerza” que pueden cambiar nuestros patrones diarios:

La fuerza intrínseca.  Fuerza que proviene del disfrute de una actividad y se encuentra dentro de nosotros, en lugar de depender de las presiones externas.

La fuerza extrínseca. Fuerza que proviene de la búsqueda de una recompensa, o de evitar un castigo (Como por ejemplo: el dinero, las calificaciones, la presión social, etc)

Ambos tipos de fuerza pueden ser muy útiles.

Podemos aprovechar la fuerza intrínseca, mediante el descubrimiento de nuestros valores y pasiones más importantes en la vida. Es más fácil encontrar motivación para hacer una actividad, si resuena con lo que nos gusta y apasiona.

Podemos usar la fuerza extrínseca, cambiando nuestro ciclo normal de hábitos. Esto significa, utilizar recompensas externas para conducirnos hacia nuevos comportamientos. Por ejemplo, es posible que te des una recompensa después de ir al gimnasio, regalándote una hora de tiempo libre, para ver tu programa favoritos de televisión.

Puedes incluso maximizar la motivación mediante el uso combinado de las dos fuerzas. Eso significa que identifiques lo que realmente te importa, pero también construyas en paralelo un sistema de recompensas, que te ofrezca ese impulso extra, cuando tu motivación tienda a bajar.

Realmente necesitas una pequeña fuerza para empezar. Una vez que superas esa inercia inicial, has dado un gran paso hacia adelante. Ahora sólo tiene que seguir en movimiento.

 

Cómo funciona la motivaciónMantener el impulso

De nuevo la física nos dice: Una vez que un objeto está en movimiento, permanecerá en movimiento a menos que otra fuerza actúe sobre él.

Así que la motivación, no trata sólo de ponerte en movimiento, sino de mantener tu impulso, a pesar de todas las otras fuerzas o fricciones, que pueden afectar tu velocidad y rendimiento, impidiéndote alcanzar tu pleno potencial.

Por cualquier camino hacia tus metas, puedes enfrentar algunos inconvenientes, obstáculos y fracasos. Esta es la fricción en tu vida, que tendrás que trabajar si  realmente quieres tener éxito.

Aquí te dejo algunas cosas importantes que puedes hacer para mantener tu impulso:

Note las victorias diarias. Mantenga su motivación alta, prestando atención a las pequeñas victorias que logras diariamente. El progreso hacia tus metas, siempre se logra dando un paso a la vez, no existe el éxito inmediato.

Observa los obstáculos como orientaciones. Muchos de los obstáculos en la vida no tienen que ser visto como fricción, las experiencias que obtienes de ellos, pueden ser usada para mejorarte a ti mismo. Pregúntate siempre: “¿Qué puedo aprender de esto?”

Prueba cosas nuevas y mantén tu curiosidad. – Esté siempre dispuesto a probar cosas nuevas, para mantener la mente fresca y estimulada. Si te acostumbras  demasiado a las mismas actividades, tu motivación va a disminuir. Mantén las cosas interesantes.

Cultiva una mentalidad a largo plazo. Las personas que dominan su motivación, piensan en los efectos de sus acciones dentro de muchos años. Ellos ven el panorama completo, y están en ello para el crecimiento a largo plazo, no sólo para ganancias de  corto plazo.

Sea paciente y relájese. La motivación es tanto sobre saber cuándo dar un paso atrás, así como cuándo dar un salto hacia adelante. A veces, para mantener el impulso que necesitas debes tomar tiempo para relajarse y rejuvenecerse.

Mucha motivación, es sólo mantener la mentalidad adecuada. Si usted es alguien que tiene un montón de problemas para encontrar la motivación en su vida cotidiana, es probable que tenga que hacer algún trabajo en su actitud, antes de que pueda empezar a ver el éxito.

Cómo funciona la motivación

Espero que te haya gustado esta unión entre la psicología y la física, y tengas una mejor visión de cómo funciona la motivación.

 

Un cordial saludo

 

Italo

Tags: ,

2 Responses to "Cómo funciona la motivación"